Mis Amigos Seguidores en Google

domingo, 10 de enero de 2016

Al despertar tu consciencia


Al despertar tu consciencia, descubres poco a poco en lo que te has ido convirtiendo día tras día a causa de aprendizajes instaurados en tu mente, pautas de comportamientos más o menos aceptables por un grupo de individuos llamado sociedad, que determina qué aptitudes son válidas y cuáles son inadecuadas para ser un miembro destacado o desapercibido dentro de dicho conjunto de individuos. A parte de estas normas, que quedan escondidas bajo conceptos educacionales que se transmiten principalmente en el núcleo familiar y de manera menos importante en otros ámbitos, tales como la escuela o el círculo de amistades o conocidos en los que compartimos nuestras vivencias, existen pautas de comportamiento inducidas generación tras generación a través de las emociones mentales que nos desarraigan de nuestro verdadero centro de sabiduría, nuestro corazón.
El corazón tiene las claves de nuestra felicidad, sabe qué necesitamos y qué no necesitamos, sabe hacia dónde debemos movernos o dirigirnos, sabe todo lo que no sabe la mente. Nuestra mente es como un ordenador que contiene muchísima información, pero el usuario, el verdadero usuario es nuestro corazón. Algunos lo llaman intuición, otros alma, pero sea como sea, ahí está nuestra esencia real y no en estructuras complejas basadas en errores y en paradigmas ya obsoletos que nos bloquean y nos generan emociones negativas y mal gestionadas que, en ocasiones, nos conducen a enfermedades físicas y que siempre nos confunden y desorientan, nos llevan a equivocar el camino y nos hacen infelices.
Cuando un individuo despierta se da cuenta de que su corazón le habla y le dirige justamente al lado opuesto de su mente. Ahí empieza a sentirse confundido, necesita saber qué está pasando, se da cuenta de que no está donde desea estar, necesita cambiar muchas cosas de su vida, pero le falta el valor de hacerlo, pues la mente le intenta convencer de que si cambia su vida va a sufrir.
Sin embargo, algo le impulsa a seguir los dictados de su corazón, y cambia todo lo que no le hace feliz, busca su felicidad a través de sí mismo, y alcanza una sabiduría que parece surgir de la nada, una sabiduría que estaba en él mismo y que nunca había podido escuchar, nunca le había prestado atención.
Ahí, desde el primer momento en que una persona abre los ojos, comienza la evolución de su ser, su propia evolución, una evolución que le lleva camino hacia su interior y aprende a vivir desde dentro hacia afuera, dejando ya de sentirse víctima de las circunstancias del exterior, pues advierte que puede crear las situaciones que desee desde su corazón hasta el exterior, siempre de maneras favorables a sí mismo y sin hacer ningún daño a nadie, cosa que suele preocupar bastante.
No se trata de ser egoístas, se trata de amarnos a nosotros mismos para poder extender ese amor puro y verdadero hacia el exterior y, en consecuencia, hacia los demás...
Bienvenido a tu propia evolución hacia tu propio ser, bienvenido a la evolución colectiva del ser humano...
Ana Maria Cantos Torres@

EL PROPÓSITO DE TU VIDA ES AMAR...


EL PROPÓSITO DE TU VIDA ES AMAR.
"La vida te sigue. Absolutamente todo lo que te ocurre en la vida es un resultado de lo que has dado en tus pensamientos y sentimientos, estés consciente de ello o no. La vida no es algo que te está ocurriendo… la vida te está siguiendo. Tu destino está en tus manos. Lo que piensas, lo que sientes, decidirá tu vida. ¡Todo en la vida se te presenta para que puedas escoger lo que tú amas! ¡La vida es un catálogo y tú eres el que escoge lo que te gusta en ese catálogo! Pero ¿estás escogiendo las cosas que amas? ¿O estás demasiado ocupado juzgando y poniéndole etiquetas a las cosas malas? Si tu vida está lejos de ser maravillosa, entonces inadvertidamente has estado poniendo etiquetas a todas las cosas malas. Has permitido que las cosas que consideras malas te distraigan del propósito de tu vida. ¡Porque el propósito de tu vida es amar! El propósito de tu vida es la alegría. El propósito de tu vida es escoger las cosas que amas y rechazar las que no amas. Cuando te sientes bien acerca de cualquier cosa que otra persona tiene, la estás atrayendo hacia ti. Cuando te sientes bien por el triunfo de otra persona, la felicidad de otra persona o por todas las cosas buenas que alguien tiene, estás escogiendo esas cosas del catálogo de la vida y atrayéndolas hacia ti. Si conoces a alguien que tiene cualidades que tú quisieras tener, ama esas cualidades y siéntete bien acerca de ellas en esa persona, y estarás atrayendo esas cualidades hacia ti. Si alguien es inteligente, tiene belleza y talento, ¡ama esas cualidades y escoge esas cosas para ti! Todo en la vida se te presenta para que puedas escoger lo que amas o lo que no amas, pero sólo el amor te trae lo que quieres. El catálogo de la vida contiene muchas cosas que no amas, así que no las escojas proyectando malos sentimientos. Si juzgas a otra persona y piensas que es mala, estás trayendo negatividad a tu vida. Si sientes envidia o celos de algo que otra persona tiene, atraes negatividad hacia ti al tiempo que te alejas precisamente de aquello que quieres con una fuerza poderosa. ¡Sólo el amor te trae lo que quieres!"
Ana Maria Cantos Torres@

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...